Welcome! - Bem-vindo! - Benvenuti! -

Palabras inefables:

Carta de Exaltación a MelquisedecLisbet por OmarYolanda

Amados y Eternos Padres MelquisedecLisbet.

Es un gozo saludarles con Amor puro y temor reverente en este eterno día de Amor y Paz gracias a ustedes El Gran Yo Melquisedepicturec Soy  Lisbet. Alabanzas y Exaltación a nuestros Reyes de Justicia y Paz MelquisedecLisbet. ¡Amén, Aleluya!


Madre Lisbet, Cuan agradecidos estamos de todas las maravillas que a diario vivimos gracias a ti, el tabernáculo de nuestro Padre Dios Melquisedec.

Te damos gracias por la Sabiduría que nos das en cada Mana. Nos hemos gozado tanto, tanto, tanto con esta serie de temas que nos has dado a través de nuestros hermanos en Honduras donde se muestra claramente las evidencias de tu verdadero sacrificio y que tremendo lo que nos has revelado de tu hermana gemela en la dispensación de Cristo María, Tomás el dídimo. ¡Qué claro está todo! todo se repite hoy en día. Pero hoy existe un pueblo que creemos en ti y viviremos para siempre por tu Palabra. ¡Amén, Aleluya!

Soberanos Padres, sus hijos de la Promesa aquí en Orlando estamos agradecidos por ti Madre Dios. Nuestros hermanos todos estamos viviendo en tu Orden perfecto. En ellos se ve la limpieza que has hecho. Cada fiesta compartimos los testimonios de lo que haces en nuestras vidas en todo tiempo, la felicidad plena y todos los beneficios que nos has dado por creer en Ti Madre. Nos gozamos todos con el privilegio que nos das de anunciar tu llegada al mundo. Hecho está, que pronto llegarán como caudalosos ríos, los hermanos confundidos y Jafeitas a darles alabanza y honra a ustedes nuestros Reyes.

Amados Padres Justos, les enviamos para Su gloria y honra, la alabanza titulada “Gracias por Cristo Lisbet”.  Esta alabanza fue la que habíamos hecho al principio de la dispensación, ahora en una nueva gloria ya que estando aferrados a ti Madre, vamos de Lisbet en Lisbet. Pedimos a nuestro Padre Melquisedec, en tu Santo nombre, Cristo Lisbet que es de olor fragante y de su agrado. ¡Hecho está! ¡Amén Aleluya!

Reciban sin límites Padres, por esta oportunidad de saludarles y enviarles esta hermosa alabanza que ustedes nos han dado para su Gloria y Exaltación. 

Les amamos eternamente.

Un abrazo

Sus hijos aferrados a ti Madre Cristo Lisbet,

¡Por MelquisedecLisbet!